Blog

5 cosas que debes saber al adquirir tu sitio web

Un tema un tanto discutido anteriormente, pero no está demás que lo haga a mi manera. Para poder elegir cuál es la mejor opción; he creado esta lista basado en algunas páginas y en mi criterio.

He decidido escribir lo siguiente como punto de partida, para tener en cuenta que una empresa que brinde soluciones web, no es aquella que tenga un buen capital y pueda invertir en mucha publicidad, o aquella que tiene mil servicios y entre ellos “Diseño de Páginas Web”. No es de saber utilizar los programas de edición de imágenes y uno que facilite la escritura de las etiquetas html. Es de conocer desde el fondo que se está haciendo y que falta por hacer.
Es saber que sí lo estamos haciendo como se debe y no para salir del paso. Es simplemente que te guste hacer algo para hacerlo bien. Y me dejo de filosofía y como bien dijo:

“las superficies brillantes ganan premios, mejoras reales ganan clientes”, Ferry McGovern

  1. Lo barato sale caro, es una ley de vida. No te vayas por el que te hace el trabajo más barato. Puedes consultar con un especialista o conocer mejor su propuesta. Compara detalles antes que el aspecto monetario. Recuerda que lo más barato, siempre es barato por algo; y ese algo no es necesariamente bueno.
  2. Conoce la empresa o el individuo que te está ofreciendo el servicio. Que tal una vista a su portafolio, o a sus bases de trabajo. Sería bueno que le preguntaras a uno de los clientes de tu próximo desarrollador web que tal trabaja. Un buen punto a observar es conocer el sitio web de la empresa o individuo que estará a cargo de tu sitio. Soy partidario de decir que el desarrollador demuestra sus conocimientos y capacidades en su propio sitio web.
  3. Si el encargado de la empresa no te pregunta ¿Por qué desea tener un sitio web? O ¿Cuáles son los objetivos que desea alcanzar con su sitio web? Por favor, da la vuelta y ¡corre! Puede ser que estés a punto de hacer una mala inversión.
  4. La mentira de las mil maravillas, no créas que por que se escucha bonito; es tu deber también investigar que significa cada cosa que te ofrecen.
  5. Escucha que no te digan “página web”, hay una gran diferencia entre un “página web” y una “sitio web”. La diferencia radica en que la primera no es un estudio completo de tu necesidad en la web y la segunda es una SOLUCIÓN en Internet.

Espero poder escribir algunos otros puntos importantes en esta toma de decisión. Que aunque no lo creas, marcan desde un principio si tu podrás tener éxito en la web.